fbpx

Dejar de fumar, dientes y encías más sanas

Blog-Dejardefumar

Dejar de fumar, dientes y encías más sanas

Si te has planteado dejar de fumar, seguro que has pensado en la salud de tus pulmones y en el gasto que te supone cada mes. Sin embargo, ¿sabías que el tabaco también daña tus dientes y encías? Aquí te explicamos los beneficios de dejar de fumar para tu salud bucodental.

El tabaco aumenta el riesgo y dificulta la cura de enfermedades periodontales como la gingivitis o la periodontitis.

¿Sabías que los fumadores tienen seis veces más probabilidades de desarrollar gingivitis o periodontitis?

En su forma más severa, la periodontitis puede conducir a la pérdida de piezas dentales si no se cuida adecuadamente.

La buena noticia es que el riesgo de enfermedad de las encías, pérdida de dientes y muchos otros problemas de salud oral disminuyen después de dejar de fumar. Investigadores de la Universidad de Newcastle, en el Reino Unido, encontraron mejoras significativas en fumadores con enfermedad periodontal que dejaban el tabaco.

Otros efectos nocivos del tabaco en tu salud y estética dental:

  • Mayor riesgo de cáncer de boca, lengua, labios y garganta.
  • Reduce tu capacidad de defenderte de posibles infecciones, porque afecta negativamente al sistema inmunológico.
  • Mayor acumulación de sarro y placa, que podría suponer pérdidas dentarias.
  • Riesgo más elevado de inflamaciones e infecciones bucales.
  • Curación más lenta del tejido de las encías después de la cirugía oral o por lesiones.
  • Mal aliento, lo cual afecta a la imagen personal y a la autoestima.
  • Dientes amarillos, un problema de estética dental.

Como ves, dejar de fumar te puede ayudar a cuidar mejor la boca y tu salud en general. Además, notarás beneficios en tu apariencia física, lo cual es positivo para la autoestima y el bienestar.

Beneficios de dejar de fumar

Dicho de otro modo, dejar de fumar favorecerá tu salud por varias razones:

  • Reducirás tu riesgo de cáncer oral
  • Mejorará tu sistema inmune
  • Protegerás mejor tus dientes y encías contra inflamaciones e infecciones
  • Tendrás mejor aliento y los dientes más blancos

Dejar el tabaco no es fácil, pero vale la pena. Podrías salvar tus dientes, reducir tus visitas al dentista e incluso salvar tu vida. Recomendamos que además cuides tu higiene dental a diario, con buenos cepillados después de cada comida. Por último, no olvides realizar revisiones e higienes dentales cada seis meses o máximo un año.

¿Tienes problemas de salud dental derivados del tabaco? Pide cita en nuestra clínica dental y recibe una primera consulta gratuita.

No hay comentarios

Lo sentimos, el formulario de comentarios está deshabilitado.

Monitor OK